All Children's Hospital Logo

Health Information Library

Parents > Para padres > La salud general > Picaduras de bichos
Picaduras de bichos

(Bug Bites and Stings)

Las picaduras de bichos no suelen ser más que un molesto fastidio; provocan solo un malestar y/o un dolor de carácter temporal, pero no suelen ocasionar problemas de salud graves ni duraderos. De todos modos, en algunas ocasiones, estas picaduras pueden provocar infecciones que requieren tratamiento y reacciones alérgicas que pueden ser graves e incluso mortales.

Los padres deben conocer tanto los signos de una infección como los de una reacción alérgica y también deben saber en qué tipo de situaciones se debe solicitar atención médica. Si su hijo tuviera antecedentes de complicaciones relacionadas con las picaduras de bichos, usted debería informar a todas las personas que cuiden de él para que sepan qué deberían hacer en el caso de que le picara un bicho.

Cómo actuar ante una picadura de abeja o de avispa

Si su hijo ha tenido una reacción alérgica a una picadura de abeja o de avispa previamente, pida su pediatra que le recete un inyectable de adrenalina (también conocida como epinefrina).

Cómo actuar ante una picadura de araña

La mayoría de las arañas que se encuentran en EE.UU. son inofensivas, exceptuando la viuda negra y la reclusa parda. La araña reclusa parda, un arácnido pequeño de forma ovalada y color marrón con una marca parecida a un violín en la espalda, se encuentra prioritariamente en la región central y meridional de EE.UU. A esta araña le gusta esconderse en lugares oscuros y silenciosos, como los desvanes y garajes, los cobertizos y las pilas de leña. La picadura de esta araña no duele al principio (y es posible que el niño ni siquiera se dé cuenta de que lo ha picado un bicho) pero, en algunos casos, produce hinchazón, cambios en el color de la piel y la aparición de una ampolla, sobre la que más adelante se forma una cicatriz. Los escalofríos, la fiebre, las erupciones, el dolor, las náuseas y, raramente, síntomas más graves (como las convulsiones o el coma) también pueden seguir a una picadura de araña reclusa parda.

La viuda negra, que se encuentra por toda Norteamérica, es de color negro brillante y tiene una marca anaranjada en forma de reloj de arena en el vientre. Su veneno (sustancia tóxica) puede provocar dolorosos calambres que aparecen pocas horas después de la picadura. Los calambres pueden empezar en los músculos que hay alrededor de la picadura, extendiéndose a continuación. La picadura también puede provocar náuseas, vómitos, escalofríos, fiebre, dolor de cabeza y dolores musculares. Si su hijo presenta cualquiera de estos síntomas, o si usted cree que le ha podido picar una viuda negra o una reclusa parda, diríjase a un servicio de urgencias de inmediato.

Cómo actuar ante una picadura de escorpión

Otro tipo de picadura que los padres deben estar pendientes es la de escorpión. Ante este tipo de picaduras, usted debería:

Si a una persona le pica un escorpión, el área de la picadura le dolerá, se le inflamará o enrojecerá, dependiendo de la especie de escorpión que le haya picado. También pueden ocurrir reacciones más graves al veneno del escorpión, que afectan a más partes del cuerpo.

Puesto que es muy difícil distinguir entre un escorpión peligroso y uno inofensivo, todas las picaduras de escorpión deben ser tratadas por un médico o pediatra. Si es posible capturar al escorpión sin incurrir en riesgos innecesarios, lo mejor es capturarlo y llevárselo al pediatra para que lo pueda identificar. El hecho de saber qué especie de escorpión ha picado a su hijo puede facilitar su tratamiento.

Cómo actuar ante una picadura de garrapata

Después de regresar de áreas boscosas (o de sus inmediaciones), inspeccione con atención el cuerpo de sus hijos y de sus mascotas en busca de garrapatas. Las garrapatas que se extraen durante las 24 a 48 horas de haberse enganchado a la piel es muy proco probable que trasmitan la enfermedad de Lyme. Las garrapatas más comunes son las de los perros y las de los ciervos (estas últimas son las pueden trasmitir la enfermedad de Lyme).

Si detecta una garrapata en su hijo, haga lo siguiente:

Cómo prevenir las picaduras

He aquí algunas medidas que puede tomar para proteger a su familia de las picaduras de bichos:

Revisado por: Larissa Hirsch, MD
Fecha de revisión: abril de 2014

Related Articles
K    ¡Ay! ¡Me picó un jején!
K    ¡Ay! ¡Me picó un mosquito!
K    ¡Ay! ¡Me picó un piojo!
K    ¡Ay! ¡Me picó una abeja!
K    ¡Ay! ¡Me picó una araña viuda negra!
K    ¡Ay! ¡Me picó una chinche!
K    ¡Ay! ¡Me picó una nigua!
K    ¡Ay! ¡Me picó una pulga!
K    ¡Ay! ¡Me picó una reclusa parda!
K    ¡Ay! ¡Me picó una roja o colorada!
K    ¡Ay! ¡Me picó una tarántula!
T    ¿Cuál es mi riesgo de contraer la enfermedad de Lyme?
P    Alergia a las picaduras de insecto
P    Coloradillas
P    El Virus del Nilo Occidental
T    El virus del Nilo Occidental
P    Evalúe el riesgo de que su hijo contraiga la enfermedad de Lyme
P    La enfermedad de Lyme
K    La enfermedad de Lyme
T    La enfermedad de Lyme
P    Las chinches
T    Las chinches
K    Picaduras de bichos
T    Picaduras de bichos
Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.
© 1995-2015 KidsHealth® Todos los derechos reservados. Imagenes proporcionadas por iStock, Getty Images, Corbis, Veer, Science Photo Library, Science Source Images, Shutterstock, y Clipart.com

Additional Info

Pocket Doc Mobile App
Maps and Locations (Mobile)
Programs & Services
Employment
For Health Professionals
For Patients & Families
Contact Us
Find a Doctor
News
CME

All Children's Hospital
501 6th Ave South
St. Petersburg, FL 33701
(727) 898-7451
(800) 456-4543

Use Normal Template
© 2015 All Children's Hospital - All Rights Reserved