Impétigo

Impétigo

Read this in English(Impétigo)

Impe... ¿qué? "Impétigo" (repite: im--ti-go) es una palabra que suena rara y que podría ser nueva para ti. Es una infección de la piel causada por bacterias. El impétigo comúnmente se encuentra en la cara, a menudo alrededor de la nariz y la boca, pero puede aparecer en cualquier lugar donde la piel esté herida.

Si tienes un corte o una raspadura, o si te rascas la piel por la picadura de un insecto, un eccema o el contacto con hiedra venenosa, los gérmenes pueden encontrar la forma de introducirse en la piel. Una vez adentro, las bacterias hacen que se formen pequeñas ampollas en la piel. Esas ampollas se revientan y liberan un líquido que forma costras. A esta afección se le llama "impétigo".

Los niños parecen tener esta afección más que los adultos, pero el impétigo puede afectar a cualquiera.

¿Cuál es la causa del impétigo?

Todos tenemos bacterias que habitan en la piel y en la nariz, pero casi nunca ocasionan problemas. Dos tipos de bacterias pueden causar impétigo: Estreptococo del grupo A y Staphylococcus aureus. No importa qué bacteria te causó el impétigo, el tratamiento será similar (casi el mismo).

¿Cómo sé si lo tengo?

El impétigo en general comienza como ampollas pequeñas que se revientan y liberan líquido que forma costras. La costra es de color amarillo marronáceo o color miel, por lo cual el impétigo se ve diferente de otras costras.

El otro tipo de impétigo afecta a los bebés y a los niños pequeños más que a los niños de mayor edad. En este tipo, las ampollas son más grandes y tardan más tiempo en reventar. El líquido de esas ampollas podría comenzar siendo transparente y luego ir perdiendo su claridad.

impetigo illustration

¿Qué hará el médico?

Si tú y tus padres creen que tienes impétigo, deben consultar con un médico. En general, el médico podrá decirte si tienes impétigo al examinarte la piel. Si tienes impétigo leve, el médico probablemente te recete un ungüento antibiótico que se aplica sobre la piel.

Si el impétigo se ha contagiado a otros lugares o si el ungüento antibiótico no está funcionando, tal vez debas tomar un antibiótico por la boca, como una pastilla o un jarabe, por unos 10 días. Recuerda: Es importante terminar TODO el medicamento aunque las manchas desaparezcan rápidamente.

¿Qué puedo hacer?

El impétigo podría causar picor, pero intenta no rascarte ni tocar las ampollas. Si las tocas, las ampollas pueden contagiarse a otras partes de tu cuerpo o a otras personas. Si te tocas el área, asegúrate de lavarte las manos de inmediato.

Tus padres pueden ayudarte a aplicar el ungüento o a tomar el medicamento que te recetó el médico. Tus padres también pueden ayudarte a lavar con cuidado las áreas infectadas con agua y jabón suave, usando un trozo de gasa limpia.

Si una ampolla tiene una costra muy grande, puedes sumergirla en agua tibia con jabón para aflojarla. No tienes que sacarla por completo, pero es bueno mantenerla limpia. Tus padres también pueden ayudarte a cubrir las ampollas con gasa y cinta, o con una venda elástica sin apretar mucho.

El impétigo es contagioso, lo cual significa que podrías pegárselo a otras personas. Es por eso que alguien con impétigo debe mantener las ampollas cubiertas cuando va a la escuela o a otros lugares públicos. Después de haber tomando el medicamento por 24 horas como mínimo, el impétigo deja de ser contagioso. Después de tres días, las ampollas deberían empezar a curarse.

Tus padres deben llamar al médico si tienes fiebre o si no mejoras después de tomar el medicamento por un par de días. Tus padres deben llamar al médico de inmediato si la piel alrededor de la ampolla del impétigo se pone roja, caliente o inflamada, o si te duele cuando la tocas.

Cómo prevenir el impétigo

Si alguien en tu familia o un amigo tiene impétigo, no toques la piel de esa persona. También debes mantenerte alejado de su ropa, toallas, sábanas y almohadas. Las bacterias que causan el impétigo pueden vivir en todos esos lugares. Tus padres deben lavar estos artículos con agua muy caliente.

Aquí hay algunos hábitos que pueden ayudarte a evitar que te dé impétigo:

  • Báñate o dúchate en forma regular.
  • Usa jabón para mantener la piel limpia.
  • Cuida la piel raspada o irritada debido a, por ejemplo, la picadura de un mosquito. Mantén esas áreas limpias y cubiertas y no te rasques.
  • Lávate las manos con jabón en forma regular.
  • Mantén las uñas cortas y limpias.

Impe ... ¿qué? Ahora ya sabes: ¡es impétigo!

Revisado por: Yamini Durani, MD
Fecha de revisión: mayo de 2011

Related Articles
Nota: Toda la informacion incluida en este material tiene propositos educacionales solamente. Si necesita servicios para diagnostico o tratamiento, tenga a bien consultar con su medico de cabecera.
© 1995-2014 The Nemours Foundation/KidsHealth. Todos los derechos reservados.